Noticias

TUDOR BLACK BAY

TUDOR presenta el nuevo Black Bay en monocromo. Representando lo último de Black Bay, este modelo presenta elementos de diseño evolucionados, un cierre «T‑fit» y la Certificación Master Chronometer otorgada por el METAS.

 

El Black Bay original se presentó por primera vez en 2012 y recibió el tratamiento de Calibre de Manufactura en 2016. Ahora se ofrece con una tercera evolución que cimenta el futuro estético y técnico de la línea. Junto con el Black Bay de tercera generación con bisel burdeos, este nuevo modelo presenta un aspecto monocromático con una esfera negro oscuro y marcadores de la hora con apliques y agujas rodiados para una estética moderna. Denominado Black Bay, este diseño emblemático de la colección TUDOR es otro ejemplo del dominio experto de TUDOR de uno de los estándares más exigentes de la industria en términos de cronometría y resistencia a los campos magnéticos. Probado por el Instituto Federal Suizo de Metrología o METAS, el Black Bay aúna tecnología relojera de vanguardia con elementos de diseño inspirados en un legado de casi siete décadas de TUDOR en la creación de robustos relojes de submarinismo profesional.

 

ELEMENTOS CLAVE

  1. Las proporciones «originales» del Black Bay con una caja de 41 mm de acero inoxidable y un bisel unidireccional 60 minutos negro con detalles plateados
  2. Esfera negra con acabado satinado rayo de sol sutilmente abombada con detalles plateados
  3. Agujas «Snowflake», un distintivo de los relojes de submarinismo TUDOR introducido en 1969, con revestimiento luminiscente de grado A Swiss Super‑LumiNova®
  4. Calibre de Manufactura MT5602-U, certificado por el Control Oficial Suizo de Cronómetros (COSC), con espiral de silicio y reserva de marcha de 70 horas
  5. Disponible con un brazalete de 3 eslabones de acero inoxidable con remaches o de 5 eslabones o una correa de caucho, todos con el cierre de TUDOR «T‑fit» con ajuste rápido
  6. Certificación Master Chronometer otorgada por el METAS
  7. Garantía transferible de cinco años sin necesidad de registro ni de revisiones de mantenimiento periódicas

 

CALIDAD TUDOR

Con la introducción de este nuevo Black Bay, TUDOR ha sometido con éxito otro modelo a pruebas para obtener la certificación de Master Chronometer. Como parte de una apuesta constante por mejorar la calidad de sus productos, y otro paso hacia un futuro en el que toda la colección TUDOR posea la certificación Master Chronometer. Esta certificación, brindada por un organismo gubernamental suizo, requiere un número sustancial de cambios en un Calibre de Manufactura TUDOR normal, y representa una confirmación independiente de la excepcional calidad de los relojes TUDOR.

 

CERTIFICACIÓN INDEPENDIENTE INTEGRAL Y NORMAS EXIGENTES

La certificación Master Chronometer del METAS es integral y cubre las principales características funcionales de los relojes, como la precisión, la resistencia a campos magnéticos, la hermeticidad y la reserva de marcha. Sus normas son increíblemente exigentes, empezando por la precisión. Para obtener la certificación, los relojes deben funcionar dentro de un intervalo de variación diaria de cinco segundos (0/+5), es decir, cinco segundos menos de lo que permite el Control Oficial Suizo de Cronómetros (COSC) (-4/+6) en movimientos fuera de caja y un segundo menos que la norma interna de TUDOR, que se aplica a los modelos de la marca con Calibre de Manufactura. La certificación también garantiza la precisión de la hora cuando el reloj se somete a campos magnéticos de 15 000 gauss. Por último, garantiza también la hermeticidad declarada por el fabricante al igual que la reserva de marcha. Asimismo, cabe mencionar que hay dos requisitos que cumplir para optar a la certificación: la manufactura suiza debe cumplir los criterios Swiss Made y el movimiento debe estar certificado por el Control Oficial Suizo de Cronómetros (COSC).

 

CRITERIOS Y PRUEBAS PARA LA CERTIFICACIÓN DEL METAS

A continuación, se resumen todas las pruebas y los requisitos que se exigen para optar a la certificación Master Chronometer, obtenida por el Black Bay:

 

  • Swiss Made
  • Certificación por el Control Oficial Suizo de Cronómetros (COSC)
  • Precisión a dos temperaturas, en seis posiciones y con dos niveles de reserva de marcha: 100 % y 33 %
  • Funcionamiento correcto bajo un campo magnético de 15 000 gauss y sin variación de la precisión tras esta exposición
  • Hermético hasta 200 m
  • Reserva de marcha de 70 horas

 

CALIBRE DE MANUFACTURA MT5602-U

El Calibre de Manufactura MT5602-U, que da vida al Black Bay, ofrece funciones de horas, minutos y segundos. Ofrece el aspecto general de los Calibres de Manufactura TUDOR con diseño de láser solar dedicado y lleva la mención Master Chronometer en sus puentes, lo que realza su rendimiento característico. Su rotor está fabricado en un monobloque de tungsteno y es troquelado. También presenta el distintivo láser radial estriado con detalles pulidos a chorro de arena. Sus puentes y la placa principal alternan superficies pulidas a chorro de arena y decoraciones láser.

 

La construcción del Calibre de Manufactura MT5602-U está diseñada para asegurar robustez y precisión. Al igual que su volante de inercia variable, mantenido por un robusto puente transversal con dos anclas de fijación. Cuenta con la certificación de cronómetro por el Control Oficial Suizo de Cronómetros (COSC) y su rendimiento supera los estándares marcados por este instituto independiente. De hecho, aunque el COSC permite una variación media en el funcionamiento diario de un movimiento fuera de la caja de entre (-4/+6) segundos y TUDOR aplica un estándar de variación de 6 segundos (-2/+4) en sus relojes completamente ensamblados, METAS requiere que un reloj con la certificación Master Chronometer funcione dentro de un margen de tolerancia de 5 segundos (0/+5). El Calibre de Manufactura MT5602-U no solo está certificado para ser más preciso, sino que también es amagnético; resiste campos magnéticos de hasta 15 000 gauss.

Otro rasgo destacable es que la reserva de marcha del Calibre de Manufactura MT5602-U puede superar cualquier fin de semana; es decir, tiene el certificado de 70 horas del METAS, lo que permite al usuario quitarse el reloj un viernes por la tarde y volver a ponérselo el lunes por la mañana sin necesidad de darle cuerda. Aunque usted necesite descansar el fin de semana, su reloj no lo necesita.

 

DISEÑO EMBLEMÁTICO

El Black Bay sigue siendo uno de los modelos más reconocidos y reconocibles de TUDOR. En su último modelo la caja mantiene las proporciones originales de una caja de 41 mm con un perfil más delgado. El bisel giratorio unidireccional ofrece lados muy prensiles y su pieza muestra números sutilmente curvados que se alinean con el contorno del anillo exterior. Sin embargo, los detalles estéticos no se detienen en las dimensiones de la caja y el bisel. El segundero recuerda el aspecto de los primeros relojes de submarinismo de la marca con un diseño de piruleta, mientras que la esfera negra está suavemente satinada con efecto rayo de sol para conseguir un brillo muy sutil bajo la luz directa. La ergonomía también ha evolucionado, con una corona rediseñada, reminiscencia de las curvas de las coronas de los históricos relojes técnicos de la marca, que se fija al nivel de la banda de la carrura para que su tubo no sea visible.

BRAZALETES DE ACERO INOXIDABLE O CORREA DE CAUCHO, TODOS CON «T-FIT»

El Black Bay está equipado con un brazalete de acero inoxidable de 3 eslabones completamente satinado o con un brazalete también de acero con acabado pulido y satinado de 5 eslabones ovalados, ambos con el cierre de TUDOR «T‑fit» equipado con un sistema de ajuste rápido. Este práctico sistema de fácil manejo, que ofrece cinco posiciones sin necesidad de herramientas, permite a los portadores un ajuste preciso e instantáneo de la longitud total del brazalete hasta 8 mm. El cierre incorpora rodamientos de bolas de cerámica que garantizan un cierre suave y seguro, además de añadir un agradable elemento táctil a la acción del cierre.

 

El brazalete de 3 eslabones con remaches del modelo Black Bay hace referencia a los brazaletes con remaches usados por TUDOR en los años 1950 y 1960. Estos eran reconocidos por tener las cabezas de remache visibles en un lateral del brazalete. Estos brazaletes también presentaban un diseño escalonado característico, donde cada eslabón, empezando por el cierre, era ligeramente más grande que el anterior. Pueden apreciarse estos dos elementos estéticos en la versión actual, que combina métodos de fabricación modernos con eslabones macizos y cabezas de remache con acabado en láser.

También hay disponible una correa de caucho negro a medida para el Black Bay. Está disponible en tres tamaños, con el cierre de TUDOR «T‑fit» para un ajuste perfecto. En el interior presenta el característico motivo «Snowflake» para un mayor agarre, y está ajustado específicamente para este modelo.

 

LA ESENCIA DE BLACK BAY

La línea Black Bay incorpora esferas inspiradas en los relojes de submarinismo TUDOR fabricados durante la década de 1950. Las agujas, conocidas con el nombre de «Snowflake», tienen una forma angulosa muy característica, de los modelos que aparecían en el catálogo de 1969 de la marca. Su corona sin protección y las características de su caja recuerdan a las primeras generaciones de relojes de submarinismo TUDOR.

La línea Black Bay es el resultado de la sutil combinación de estética tradicional y relojería contemporánea. Lejos de ser meros relanzamientos de los clásicos, aúna los más de 70 años de relojes de submarinismo TUDOR al tiempo que permanecen plenamente actuales. Su diseño neovintage va acompañado de unas técnicas de fabricación y una fiabilidad, robustez y calidad de sus acabados que satisfacen los requisitos actuales más rigurosos.

 

LA MANUFACTURA TUDOR

Cada reloj TUDOR, incluido el Black Bay, está ensamblado y completamente puesto a prueba siguiendo los estándares superiores de TUDOR en la nueva Manufactura TUDOR ubicada en Le Locle, Suiza. Esta nueva instalación de vanguardia, que reúne el savoir‑faire de los relojeros con lo mejor de la gestión de producción y de los sistemas de certificación automatizados, se completó en 2021 tras tres años de construcción. Decorada en su totalidad en rojo TUDOR, la Manufactura abarca unas cuatro plantas, un total de 5500 m2, y está conectada física y visualmente con su vecina, la Manufactura Kenissi, la instalación donde se producen los movimientos de TUDOR fundada en 2016. Con Kenissi y una red de filiales propiedad de TUDOR, la marca ha podido integrar el desarrollo y la producción de calibres mecánicos de alto rendimiento. En consecuencia, TUDOR controla ahora plenamente la manufacturación de componentes estratégicos y garantiza su calidad.

LA GARANTÍA TUDOR

Desde que Hans Wilsdorf creó la marca en 1926, de acuerdo con su visión del reloj ideal, TUDOR ha creado siempre relojes con el máximo nivel posible de resistencia, durabilidad, fiabilidad y precisión. Gracias a esta experiencia y a la confianza en la calidad superior de sus relojes, TUDOR ofrece una garantía de cinco años para todos sus productos. Garantía transferible de cinco años sin necesidad de registro ni de mantenimiento. TUDOR también recomienda que sus relojes tengan un mantenimiento aproximadamente cada diez años, dependiendo del modelo y del grado de uso diario.

 

TUDOR ES «BORN TO DARE»

En 2017, TUDOR lanzó una nueva campaña con el lema «Born To Dare». Refleja tanto la historia de la marca como lo que es hoy en día. Cuenta las aventuras de personas que han logrado lo extraordinario en tierra firme, sobre hielo, por aire o bajo el agua con un reloj TUDOR en sus muñecas. El lema también hace referencia a la visión de Hans Wilsdorf, fundador de TUDOR, quien fabricó relojes TUDOR diseñados para resistir las condiciones más extremas y concebidos para los estilos de vida más audaces. Es el testimonio del singular enfoque sobre la relojería por el que TUDOR es conocida en la actualidad. Sus innovaciones, pioneras en el sector de la relojería, se han convertido en toda una referencia hoy en día. El espíritu «Born To Dare» de TUDOR cuenta con el apoyo de embajadores ilustres por todo el mundo, cuyos logros son consecuencia de un estilo de vida desafiante.

 

ACERCA DE TUDOR

TUDOR es una marca galardonada de relojería suiza que ofrece relojes mecánicos con un estilo sofisticado, fiabilidad probada y una exclusiva relación calidad‑precio. Los orígenes de TUDOR se remontan a 1926, cuando «The Tudor» fue registrada por primera vez en nombre del fundador de Rolex, Hans Wilsdorf. En 1946, fundó de manera oficial la empresa «Montres TUDOR S.A.» para fabricar relojes que respetaran la tradicional filosofía de calidad de Rolex a un precio más asequible. A lo largo de su historia y gracias a su robustez y asequibilidad, los relojes TUDOR han acompañado a algunos de los aventureros más audaces por tierra, mar, aire y hielo. Hoy en día, la colección TUDOR incluye modelos icónicos como el Black Bay, Pelagos, 1926 y TUDOR Royal. Desde 2015, TUDOR también ofrece modelos con Calibres mecánicos de Manufactura con numerosas funciones y un rendimiento excepcional.